Las 10 principales cosas que hacer en Mallorca en Navidad

La temporada Navideña en Mallorca aúna magia y tradición. Visitar la isla en vacaciones puede suponer toda una experiencia. Pero existen muchas actividades que se pueden realizar. Por ello, hemos resumido lo mejor que hacer en Mallorca en Navidad para  que organices tu maravillo viaje en esta época tan memorable:

  1. Recorrer las calles llenas de luces y guirnaldas.
  2. Escoger regalos en los mercadillos Navideños.
  3. Visitar los Belenes más emblemáticos.
  4. Probar con el patinaje sobre hielo.
  5. Observar las estrellas en Costitx.
  6. Admirar el rosetón de la Catedral de Palma.
  7. Disfrutar de la gastronomía mallorquina.
  8. Escuchar el Canto de la Sibil·la.
  9. Asistir al Concierto de Año Nuevo.
  10. Acudir a la cabalgata de Reyes.

1. Recorrer las calles llenas de luces y guirnaldas.

Uno de los eventos más destacables y mágicos para muchos de los residentes es el encendido de las luces navideñas en calles y edificios, que en los últimos años se ha llevado a cabo días antes del Black Friday.

Y es que hay algo mágico en la iluminación navideña que tiñe de luz y color las calles y pueblos y despierta el espíritu navideño de muchos. Los pequeños pueblos de Mallorca, ya de por sí fascinantes, se llenan de todavía más encanto con las luces. Y Palma, la capital, aprovecha para exponer sus mejores galas invernales.

Parc de la Mar en Palma
 
Árbol navideño iluminado en el Parc de la Mar de Palma

Si tienes la oportunidad, pasea antes de la puesta de sol por el Parc de la Mar, ahí no sólo podrás ver un atardecer formidable, sino también cómo se ilumina el espectacular árbol navideño cerca de la Catedral de Palma. Después de la puesta de sol puedes guiar tus pasos hacia, por ejemplo, el paseo del Borne o Las Ramblas con sus maravillosos árboles iluminados que nos ofrecen todos los años una preciosa imagen, ya que estas largas calles parecen bosques mágicos.

Además, si tienes tiempo para pasear por más calles de Palma, podrás descubrir por ti mismo cómo las zonas más comerciales, como son Avenidas o Jaime III, cuentan con fachadas llenas de estrellas, bolas y guirnaldas en sus comercios más importantes. Por otro lado, en plaza Cort, los transeúntes van a poder ver un espectáculo lumínico, el Cortlight, inspirado en el dadaísmo, donde la fachada del Ayuntamiento se llenará luces y colores. Una exhibición de unos minutos que se irá repitiendo a lo largo de la noche.

Sin lugar a dudas pasear por la capital hace más llevadero el hecho de que la puesta de sol sea mucho más temprano en la época de invierno. Y lo mejor de todo es que para disfrutar de estas luces tanto los mallorquines residentes como los que vienen de visita a la isla tienen mucho tiempo, puesto que permanecen encendidas hasta el 20 de enero, que es el día de San Sebastián, patrón de Palma y que pone punto final a los eventos invernales de la ciudad.

2. Escoger regalos en los mercadillos Navideños.

Además de las luces, otro de los grandes atractivos de las calles de la capital y los distintos pueblos de Mallorca son los mercadillos navideños. En ellos podrás encontrar todo tipo de regalos, probar elaboraciones gastronómicas más típicas de la época y disfrutar tanto del ambiente como de la música.

Plaza Mayor, La Rambla, Vía Roma, Plaza de España, Plaza de la Porta Pintada o Plaza del Mercado son algunas de las localizaciones del centro de Palma donde podrás encontrar estos mercadillos tan interesantes, con puestos que van desde las figuritas navideñas confeccionadas a mano a prendas de vestir, regalos o productos gourmet.

Otros ejemplos no tan céntricos son los conocidos mercados de la Iglesia Sueca de Palma o el mercado navideño Rata Market. Pero si no coinciden las fechas de tu viaje con estos mercadillos, debes saber que el ubicado en Pueblo Español permanece abierto prácticamente todo el mes de diciembre, dando la oportunidad a aquellas personas que nos visitan sólo durante los días festivos a participar de esta actividad en la isla.

Por otro lado, además de la capital, pueblos como Esporles, Valldemossa, Costitx, Porreres, Petra o Manacor entre otros, también ofrece una gran selección de productos y artículos los días anteriores a la navidad en sus mercados, para comprar los mejores recuerdos y hacer regalos únicos a tus seres queridos.

3. Visitar los Belenes más emblemáticos.

Otro plan tradicional donde los haya es la ruta de Belenes de Navidad. Si no estás familiarizado con ellos, los Belenes son representaciones de la sagrada familia en un pesebre o establo, mediante figuras que suelen estar acompañadas de toda una serie de recreaciones de oficios, costumbres y tradiciones de la isla con miniaturas de payeses con sus ropas tradicionales.

Entre los Belenes expuestos, que cada año se superan, destacamos en Palma el Belén de Cort y el del Centre Cultural de la Misericordia, el del Mercado de Santa Catalina o el del centro comercial El Corte Inglés. Estos Belenes suelen estar expuestos hasta pasado el día de Reyes, el 6 de enero.

4. Probar con el patinaje sobre hielo.

Aunque no contamos con temperaturas invernales tan frías como en otras ciudades del norte de Europa, en la isla también podemos disfrutar de esta atracción en pistas artificiales. Esta actividad es una gran opción familiar y permite realizar ejercicio, necesario ante las inminentes comidas navideñas, a la vez que disfrutar entre risas y, tal vez, alguna que otra caída.

Las pistas las encontrarás en el Parque de Ses Estacions de Palma, una buena idea para acabar una jornada de compras o paseo por la capital, o bien, en el Parque de Navidad en Port Adriano, donde podrás aprovechar tu visita para descubrir este puerto marítimo lleno de tiendas, bares y restaurantes.

5. Observar las estrellas en Costitx.

Si gustan los exteriores y la naturaleza en estado puro, no puede haber un mejor plan que el de visitar el Planetario y Observatorio Astronómico de Mallorca. Una forma más de admirar las luces, en esta ocasión, auténticas que se despliegan en el cielo nocturno de la isla. Eso sí, recuerda abrigarte bien.

Este observatorio es uno de los pioneros en España en el uso de telescopios robóticos con el objetivo de descubrir y rastrear asteroides. Si te encantan las estrellas puedes solicitar una sesión de observación guiada, en la que podrás utilizar los equipos destinados a la divulgación del Observatorio Astronómico de la isla. El monitor se encargará de mostrarte los distintos objetos visibles en esta época del año.

6. Admirar el rosetón de la Catedral de Palma.

Si, por otro lado, has quedado fascinado con la arquitectura de la isla y, más concretamente, has descubierto la maravillosa Catedral de Palma, debes saber que puedes disfrutar de un espectáculo de luz auténtica el 23 de diciembre, el día del solsticio de invierno a las 8:15.

Este día en La Seu, como la conocen los mallorquines, se puede contemplar un curioso efecto de luces de colores durante la salida del sol, gracias a unos de los protagonistas principales de esta construcción: su espectacular rosetón. El mejor lugar desde donde lo podrás observar es el museo Es Baluar. Pero si no estás en esta fecha, no te preocupes, la majestuosidad de la Catedral te seguirá sorprendiendo en cualquier fecha.

7. Disfrutar de la gastronomía mallorquina.

Esta época es tan buena como cualquier otra para disfrutar de la gastronomía. Además de los platos tradicionales mallorquines, en estas fechas, muchos restaurantes amplían su menú con elaboraciones típicas de la navidad como los galets, una sopa de pasta rellena de carne picada, o bien, la porcella (cochinillo) o los escaldums de pavo.

Sigue la tradición de muchos palmesanos de acudir a Can Joan de s’Aigo para tomar chocolate caliente con una ensaimada el 24 de diciembre, u otro día en el que se seguro evitarás largas colas. Prueba el espectacular turrón de neula. Y, por qué no, aventúrate a algún tour gastronómico, como el oleotour de Treurer.

Suscríbete a nuestra newsletter

8. Escuchar el Canto de la Sibil·la.

Sin lugar a dudas, uno de los eventos imprescindibles para los enamorados de la época navideña así como de la historia y del arte en todas sus facetas es el Canto de la Sibil·la, un drama litúrgico de melodía gregoriana que se interpreta tradicionalmente en la Catedral de Palma o el Monasterio de Lluc el día 24 de diciembre.

Este canto, declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO, fue popular en la Edad Media y es hoy uno de los vestigios más relevantes del folklore medieval en la isla de Mallorca. Por esta razón, independientemente de cuán religioso sea uno, es realmente interesante aprovechar la oportunidad para admirar esta pieza, herencia de la tradición Cristiana.

9. Asistir al Concierto de Año Nuevo.

Los amantes de la música también están de suerte, y es que además del Canto de la Sibil·la, en Mallorca se puede disfrutar de una interpretación del tradicional Concierto de Año Nuevo de Johan Strauss. Este año, la versión palmesana del concierto será interpretada en el Palacio de Congresos de Palma por la Orquesta Sinfónica de las Islas Baleares. Una velada única en la que podrás disfrutar de la velada y una selección de piezas musicales fascinantes.
10. Acudir a la cabalgata de Reyes.

La cabalgata de Los Reyes Magos del 5 de enero, una tradición muy arraigada en cada rincón de España, también tiene su versión en las calles de Palma. Si bien, puede considerarse una gran experiencia familiar, este espectáculo entretiene tanto a adultos como a niños. Comenzando en Moll Vell, donde llegan sus Majestades, y siguiendo por calles céntricas hasta llegar a la plaza del Rey Juan Carlos I. Esta es una gran oportunidad para vivir la experiencia navideña en España, eso sí, recuerda que las calles estarán cortadas este día.

  • Todas
  • Blog
  • Eventos
  • Gourmet
  • Recetas
  • Salud
  • Turismo
Baile de los Cossiers de Algaida

Los Cossiers de Mallorca

Son seis los Cossiers que envuelven, durante el baile, en un Quadrat (Cuadrado) a la dama, como representación de protección, mientras el demonio provoca al público.

Sobrasada mallorquina en Mercados de Mallorca

Mercados del Pla de Mallorca

Los mercados de Mallorca constituyen uno de los mayores atractivos para aquellos que visitan nuestros pueblos. al poder adquirir productos agrícolas tradicionales.

Círculo Treurer

Pertenecer a nuestro círculo de amigos tiene ventajas.
Puedes formar parte de él a partir de la primera compra.

Ventajas

Ser miembro del Club Treurer te dará acceso a la venta exclusiva del “aceite novell” durante el mes de noviembre.

¿Tienes previsto viajar a Mallorca? ¡Nos gustaría conocerte! Ven a visitarnos y realiza la visita completa a nuestra finca sin coste (entrada gratuita para 2 adultos, imprescindible reserva previa).

Requisitos de permanencia

Puedes pertenecer a nuestro círculo, cumpliendo dos sencillas condiciones

Haber adquirido al menos dos cajas de producto en los últimos 12 meses.

Estar dado de alta en nuestra newsletter.

Abrir chat
1
We're here to help you
Treurer EVOO
Hola! | Hi!
¿En qué podemos ayudarte? | How can we help you?